Pasar al contenido principal

Dar las sobras de la comida a tu perro: ¿es bueno?

Back to overview

Usted está aquí

Las mascotas son parte de la familia y, a veces, esto hace creer que los perros pueden comer las sobras de la comida. Sin embargo, es un tema de cuidado porque algunos alimentos tienen efectos negativos en ellos.

Algunas sobras de las comidas pueden convertirse en tóxicas y mortales para los perros. Por eso, es importante consultar previamente con el veterinario si puede ingerirlas o no.

Sobras no aptas para perros

Es indispensable que conozcas todas aquellas sobras que no puedes darle a tu can. Dárselas puede implicar un daño a su salud. A continuación tienes algunas de ellas:

  • Huesos cocinados (son más duros de lo normal).
  • Salsas.
  • Frituras.
  • Restos de pescado (cabezas, escamas).
  • Verduras crudas.
  • Cebollas.
  • Chocolates.
  • Embutidos (paté, chorizo, salchichón...).
  • Algunas frutas (uvas).

Sobras que pueden comer los perros

No todo es malo. Hay sobras que sí pueden comer los perros y que no afectan su salud. Así que presta atención a esos alimentos que puedes compartir con tu mascota sin sentir culpa alguna pero sin excederte en las porciones:

  • Restos de yogures naturales.
  • Carne a la plancha, vapor o cocida sin sal ni especias.
  • Pescados a la plancha, horno o vapor sin raspas ni escamas (evitar las cabezas si están cocinadas).
  • Pan (si es pan duro, mejor).
  • Arroz o Pasta hervidas sin sal, especias, ni salsas.
  • Verduras cocidas.
  • Frutas (manzana, melón, sandía, melocotón, moras, pera, plátano).

Riesgos de dar sobras a los perros

Si estás pensando en comenzar a darle las sobras de comida a tu mascota, es relevante que conozcas los riesgos que esto tiene. Algunos son los mismos que puedes tener tú a la hora de comer, como atragantarse o sufrir de indigestión.

Lo más grave se presenta cuando se les dan huesos cocinados, debido a que son más duros que los huesos sin cocinar. Esto causa que se astillen, provocando una posible perforación en el intestino o estómago. Estos dos factores complican más su ingesta.

Por su parte, cuando los perros comen sobras que contienen salsas o fueron cocinadas con aceite, esto puede provocarles diarreas o vómitos. En muchos casos no es grave pero, en otros, requiere atención veterinaria.

Alimentación ideal

Como pudiste observar hay comidas que puedes compartir con los perros pero sin excederte. Hay que recordar que los canes son omnívoros. Por lo tanto, su dieta debe incluir proteínas, que se encuentran en las carnes y en su pienso.

Lo recomendable es elegir junto al veterinario una dieta equilibrada y natural, que contenga los nutrientes fundamentales que necesita tu perro. Además, tienes que asegurarte que el alimento sea apto para tu mascota tomando en consideración características como la especie, edad o el nivel de actividad, entre otros.

Esta es la mejor forma de asegurar una buena dieta para los canes, la cual los ayudará a gozar de salud. Y si ellos están bien tú también lo estarás. Recuerda que los perros son un miembro más de la familia y por eso hay que darles, siempre, los cuidados necesarios.

 

 

 

 

Consejos y trucos

  • ¿Te acuerdas la primera vez que viste a tu perro correr asustado en una fiesta de cumpleaños, o un fin de año, sin saber por qué? No tardaste en entender que lo que le asustaban eran los petardos o fuegos artificiales que alguien lanzaba aquel día.

    Desde esa primera vez es posible que hayas desarrollado alguna estrategia para ayudar a tu mascota en tan malos momentos, pero te vamos a dar algún truco que tal vez no conozcas.

  • Según la primera acepción de la Real Academia Española de la Lengua, dolor es: una sensación molesta y aflictiva de una parte del cuerpo producida por causa interior o exterior.

    Pero el caso es que hay muchos tipos de dolor. Según su duración podemos hablar de dolor agudo o crónico. El agudo puede alargarse desde unos pocos segundos hasta varios meses, a partir de los cuales estaremos hablando de dolor crónico, donde hay un componente emocional y único para cada individuo.

  • Los problemas articulares pueden recrudecerse en los meses de invierno, así que conviene estar más atento que nunca a los síntomas que nos puedan indicar que estamos ante alguno de ellos.

     

  • Cuando tu perro está feliz, tú estás feliz, y si tu perra está embarazada, asegurarse de que está lo más sana y cómoda posible será más importante que nunca. Durante el embarazo la perra necesitará tu amor y atención, por lo que debes recordar que, a medida que su cuerpo cambie, tendrás que cambiar también la forma en que la cuidas, asegurándote de que tiene todo lo que necesita.

     

    Alimentación y nutrición.

     

Productos

  • Los perros y los gatos pueden tener problemas en sus articulaciones. Flexadin Plus es una fórmula completa que contribuye a su salud articular y a su flexibilidad.

  • Suplemento nutricional con beneficios relajantes para perros y gatos

  • Esta innovadora fórmula, científicamente demostrada por distintos estudios clínicos, contribuye a la salud de las articulaciones y a la flexibilidad de los perros.

To know more ESP

Test